miércoles , 21 noviembre 2018

Conoce cómo evitar problemas visuales a través de las tres comidas

No solo la zanahoria es el alimento que nos ayudará a mantener una buena visión, como nos han dicho desde pequeños, sino que hay una gran variedad de productos que permiten alejar las enfermedades oculares.

“No todas las enfermedades visuales provienen de herencia genética o a raíz de la propia edad. Algunos de los factores de riesgo, provienen del estilo de vida que llevamos. Realizar ejercicio periódicamente y mantener una alimentación balanceada, rica en frutas, verduras, especies marinas y frutos secos, retrasará en gran medida la aparición de patologías visuales“, indicó el Dr. César Escudero, especialista de Oftálmica. 

 

El especialista detalla cuáles son los alimentos que no deben faltar en cada comida del día para cuidar nuestra vista.

* Desayuno: para cuidar la visión se debe incluir frutas con alto contenido de vitamina C, tal es el caso de la naranja. El jugo de esta fruta ayudará en la síntesis de colágeno presente en los músculos de los ojos y facilitará la absorción de importantes nutrientes de los alimentos. Asimismo, consumir frutas rojas, como las fresas o arándanos, jugará un papel vital en el mantenimiento y reparación de la retina.

* Almuerzo: se sugiere el consumo del pescado por lo menos una vez a la semana, en especial las especies de carne oscura o el salmón. Este último contiene astaxantina, nutriente importante en la prevención de la ceguera. Estas carnes además poseen ácidos grasos Omega-3, ayudando a evitar enfermedades de la retina como la degeneración macular.

* Cena: es recomendable consumir pocos alimentos. Por ello, las verduras son la alternativa indicada si, además, queremos proteger nuestra visión. Comer zanahorias, brócolis, coliflor y más, por su alto contenido en vitamina A favorecerán el funcionamiento de los receptores de visión nocturna lo que brindará una mejor visión en penumbra.

Si bien estos son los alimentos que se pueden incluir en las tres comidas principales del día, mientras estás trabajando o estudiando también puedes ingerir algunos snacks en lo que esperas el almuerzo o cena.

Optar por los frutos secos beneficiará a la visión gracias a su amplia fuente de nutrientes. Estos poseen vitamina B, que favorecerá la acción de los músculos intraoculares, encargados del enfoque visual de cerca.