martes , 17 septiembre 2019

Ocho alimentos que no deberías consumir en la cena

Alguna vez ha escuchado «desayuna como Rey, almuerza como príncipe y cena como mendigo», eso es muy cierto si quiere mantener el equilibrio de su cuerpo

La selección de los alimentos para la cena debe ser rigurosa, ya que es la última ingesta del día, si lo que come es pesado o contiene sustancias excitantes que pueden afectar a la calidad del sueño. 

Elija platos ligeros, acá 8 opciones que no debes ingerir antes de la hora de dormir: 

1. Pizza: La salsa de tomate puede provocar acidez y dolor de estómago, y según un estudio reciente el queso puede producir pesadillas. 

2. Café: De acuerdo con una investigación reciente, tomar café tres horas antes de dormir le retrasará el sueño. En concreto, los resultados de este estudio indican que la cantidad de cafeína presente en un espresso doble o su equivalente tres horas antes de ir a la cama induce un retraso de 40 minutos en el reloj biológico humano. Por eso, evita tomarlo antes de acostarte. 

3. Cereales azucarados: Evité que los cereales estén azucarados y procure que tengan alto contenido en fibra. Esto debido a que los cereales con azúcar se digieren con rapidez, por lo que el aumento de glucosa en la sangre podría alterar tu descanso.

4. Comida picante: Es recomendable evitarla antes de ir a dormir, debido a que los alimentos que pican pueden producir acidez, por lo que lo encontrará molesto y le costará más conciliar el sueño. 

5. Refrescos: Las burbujas y el contenido de cafeína de muchas gaseosas no son lo más adecuados para tomar antes de ir a la cama. Además, si también tiene azúcar estimulará su sistema nervioso, haciendo más difícil que se duerma. 

6. Vino: Aunque el alcohol puede producir una sensación de somnolencia y hacer que se duerma más rápido, la intoxicación etílica puede interferir en un buen descanso. El alcohol interrumpe los patrones de sueño naturales y favorece la deshidratación, por lo que es probable que tenga que levantarse en mitad de la noche con un gran dolor de cabeza. 

7. Zumo de naranja: Otro alimento prohibido antes de ir a dormir es el zumo de naranja. La acidez de los cítricos puede provocarle acidez o problemas de reflujo, por lo que es aconsejable cambiarlo por una fruta entera con carbohidratos y fibra, como una manzana con piel.

8. Hamburguesa: ¿A quién no le apetece cenar una hamburguesa de cuándo en cuándo? Pues si tiene problemas para dormir quizá deje de comerla por la noche. Es un alimento pesado que hace trabajar duro al aparato digestivo, lo que le ocasionará dificultades para dormir.