sábado , 22 enero 2022

Así es Jung Ho-Yeon, la top model que arrasa con su primer papel en «El juego del calamar»

Ha tenido que llegar una serie de un éxito total a nivel internacional como «El juego del calamar» para que el nombre de Jung Ho-Yeon sea conocido mundialmente. 

Y sin embargo no había sido extraño ver su rostro antes en las marquesinas de medio mundo. Porque la incipiente actriz, que ha encandilado a los millones de espectadores de la ficción en todo el mundo (algo que suele ocurrir con las producciones que sobrepasan los registros de audiencia de Netflix), ya era una top model bastante conocida en el mundillo años antes del bombazo que ha supuesto su personaje de Kang Sae-byeok, reseñó 20 Minutos.

Nació en Seúl, en Corea del Sur, hace 27 años, el 23 de junio de 1994, y se crio junto a sus dos hermanos en Myeonmok-dong, un pequeño vecindario en los suburbios. Mientras estudiaba en la Hyewon Girls High School, comenzó a tomar clases para ser modelo muy joven, con 15 años, dando inicio a su carrera, como autónoma, un año más tarde: a los 16 ya estaba desfilando en la Semana de la Moda de la capital surcoreana.

«Pensé para mis adentros: ‘¿Yo qué debo hacer para ganarme la vida?’. Y entonces me di cuente: ‘Bueno, soy alta, ¿por qué no intento ser modelo?'», confesó sobre la rápida asociación de ideas que le llevaron a tomar este camino, que acabaría con ella graduándose en la Universidad Privada de Mujeres de Dongduk en la rama de modelaje.

 

Para poder pagársela en un país donde la deuda de los hogares supone más del 100% del PIB, donde los préstamos en régimen informal superan en ocasiones más de 10 veces la cota legal y donde los jóvenes entre 20 y 30 años son la franja de edad más proclive a entrar en bancarrota (según un estudio de la Universidad del Pacífico), males que luego bien reflejaría en su lucha contra el capitalismo más salvaje en El juego del calamar, Jung Ho-Yeon se lanzó a la salida más rápida: la televisión.

Tras haber hecho la audición para el reality de moda Korea’s Next Top Model, renunció tras estar entre las 30 últimas seleccionadas para firmar con ESteem Models. Era 2012 y se tiñó el cabello de un rojo muy vivo, una imagen con la que fue muy conocida. Luego volvió a entrar al concurso en su cuarta temporada, estrenada en agosto de 2013, y de 15 concursantes quedó en segundo lugar. Obviamente, esto supuso un espaldarazo definitivo.

Comenzó a aparecer en revistas (como Vogue Girl Korea o ELLE Wedding), terminó la carrera y estampó su rúbrica en un contrato con The Society Management, lo que llevó a HoYeon a abandonar Corea del Sur y marcharse al extranjero. Era 2016 y estaba a punto de dar un salto definitivo: firmó exclusividad con Louis Vuitton e hizo su primera gran aparición en el desfile de primavera de 2017 de la ceremonia de apertura de la New York Fashion Week.

Desde entonces, las marcas se la rifaron y ha desfilado para Marc Jacobs, Dolce & Gabbana, Missoni, Bottega Veneta, Chanel, Miu Miu, Jason Wu, H&M, Burberry, Roberto Cavalli o Paco Rabanne y ha aparecido en anuncios para Hermès o Sephora o en portadas de revistas como W Korea y Harper’s Bazaar Korea o las ediciones coreanas y japonesas de Vogue. Hoy en día figura entre las 50 mejores top models del mundo.

«En estos tiempos ya no es suficiente que las modelos únicamente hagan lo de las pasarelas y las sesiones de fotos; creo que ahora tienes que hacer videos y encontrar otras formas de crear contenido», confesó. Por eso el 13 de enero de 2020 se anunciaba que Jung HoYeon entraba a formar parte del elenco de actrices representadas por Saram Entertainment. Su primer papel: sí, el de la jugadora 067 de El juego del calamar.

Eso sí, antes había hecho sus pininos en algún que otro videoclip. De hecho, una de sus mejores amigas proviene del mundo de la música: la artista del K-pop Jennie, una de las vocalistas principales del exitoso grupo Blackpink. Jennie, que fue a visitarla al set de rodaje de la serie de Netflix es uno de sus grandes apoyos junto con su novio desde 2015, el también famoso actor Lee Dong-Hwi, nueve años mayor que ella y que ha participado en otro éxito del gigante del streaming, la película El teléfono.

Sea como fuere, Jung HoYeon ha llegado para quedarse. Su rostro, ahora mucho más famoso, está siendo aún más cotizado y ella ha decidido firmar con quienes primero confiaron en ella: ha sido nombrada embajadora mundial de Louis Vuitton en moda, relojes y joyas. Es un quid pro quo, porque la marca se lleva a la actual actriz coreana más seguida en Instagram: si hace apenas unos meses contaba con 400.000 seguidores, ahora mismo ha alcanzado los 21,5 millones de followers.