sábado , 21 mayo 2022

Panamá requiere implementar acciones para contrarrestar el rezago escolar postpandemia

Producto de la pandemia y del cierre de las escuelas durante los últimos dos años, el nivel de educación en Panamá desmejoró, evidenciando problemas en el formato de clases virtuales, dificultad en el acceso a medios tecnológicos, alta migración de estudiantes del sistema privado al público, lo que resultó en un incremento del rezago y la deserción escolar.

Los recientes resultados del Estudio Regional Comparativo y Explicativo (ERCE) aplicada en 2019, sumado a los de las pruebas PISA de 2018 indican que Panamá estaba por debajo de la media regional y entre las últimas posiciones. Incluso la del país desmejoró en comparación a la prueba anterior (2013) situándose por debajo del promedio de América Latina y el Caribe en el área curricular de lectura, matemática y ciencias.

La pandemia agudizó estos resultados, el reto debe estar enfocado en la recuperación del aprendizaje, diagnosticar los aprendizajes que poseen los estudiantes y conocer cuáles aprendizajes no se alcanzaron. Con el regreso al formato presencial, se espera que los estudiantes demuestren deficiencias y muchos el atraso de un año en su nivel académico.

Los especialistas estiman una recuperación que podría tardar 11 años, se espera que el país lo pueda lograr en menor tiempo. “La interrupción en la trayectoria de aprendizaje y avance en los niveles escolares, deberá ser atendida no solamente en las aulas, sino que se vuelve necesario las clases extracurriculares que permitan al alumno reforzar sus habilidades de estudio y aprendizaje”, manifestó Daniela Rosales, gerente de Kumon México, Panamá y Costa Rica.

Los padres de familia deben apoyar a sus hijos para que superen sus problemas académicos y tengan una experiencia escolar exitosa. En este sentido, es importante proveerlos de herramientas necesarias para enfrentar cualquier reto, no solo escolar, sino de vida.

Existen programas extracurriculares que pueden complementar la educación y potenciar el intelecto de los hijos. Como el método Kumon, que cuenta con más de 60 años de experiencia desarrollando y mejorando el potencial de los estudiantes alrededor del mundo a través de sus programas de aprendizaje en inglés y matemáticas.

El Método Kumon ha demostrado ser uno de los mejores aliados de los padres de familia, convirtiéndose en un pilar para fortalecer las habilidades académicas, hábitos de estudio, adquisición de nuevos conocimientos, incrementando la motivación para el aprendizaje y autoestima de los alumnos.

Daniela Rosales finalizó indicando que “para contrarrestar ese rezago escolar, durante enero de 2022 ofrecerán la matrícula gratis para que padres y alumnos puedan familiarizarse con el método en alguno de sus seis centros ubicados en Altos de Panamá-Condado del Rey, Clayton, Costa del Este, El Dorado, Punta Pacífica y San Francisco”.